La creatividad gráfica, hacer sencillo lo difícil

La creatividad gráfica, hacer sencillo lo difícil

Si hablamos de creatividad hacemos referencia a una aptitud, a una capacidad y a una forma de percepción muy desarrollada y significativa que no todo el mundo tiene la misma habilidad de utilizar. La creatividad suele ir de la mano del diseño, en publicidad son dos términos que prácticamente se entienden de forma conjunta. Pero no siempre la creatividad es garantía de un buen diseño, porque es fundamental saber en qué momento debemos hacer uso de ella.

Creatividad diseño logotipoActualmente, la creatividad gráfica es un factor más que clave en la comunicación actual y por supuesto en la publicidad, ya sea impresa u online. A la hora de desarrollar un diseño de una marca, su línea gráfica y los elementos que representan su identidad, todo diseñador parte de un principio clave, la creatividad, pero siempre teniendo en cuenta la imagen que se quiere transmitir, el contexto,  y debe familiarizarse en primer lugar con el proyecto antes de empezar a crear.

Para muchos, la creatividad es sinónimo de desarrollar algo ingenioso, inteligente, incluso en ocasiones mordaz o irónico. Y en cierta manera lo es, pero no tiene porque ser así siempre. Crear algo es dar forma a un conjunto de elementos de manera hábil, pero no tiene porque ser rebuscado ni complicado de entender. La creatividad es sencilla, es hacerlo fácil, es comunicación… Es motivar e incitar el comportamiento del consumidor.

Diseñar algo es un proceso creativo que no tiene métodos cerrados, es un concepto abierto que tiene que tener en cuenta una gran cantidad de aspectos como la simplicidad. Además, el resultado debe ser directo y coherente, se han de analizar colores, tipografía, sin abusar de efectos y que ofrezca una forma única y que convenza.

Y la creatividad reside en eso mismo, en buscar una conexión directa con el cliente, con lo que se representa a través de un trabajo original, sólido, que sorprenda y que no distraiga.